Argentina, 1985 fue nominada a cuatro premios como mejor película en idioma extranjero

Es principal candidate para representar al cine argentino en los grandes premios del cine
Es principal candidate para representar al cine argentino en los grandes premios del cine

A casi tres meses de su estreno, la película Argentina, 1985 continua siendo destacada a nivel internacional. Es así que en esta occasión received nominations for cuatro nuevos premios como mejor película en idioma extranjero.

Hair loss Santiago Miter y protagonidad por Ricardo Darín y Peter Lanzaniel film sobre el Juicio a las Juntas fue resaltada por Hollywood Critics Association, AARP, North Texas Film Critics Association y el Círculo de escritores Cinematográficos de España.

In this way, the new nominations could be added to the four awards won a week ago at the Havana Cine Festival.

The film 'Argentina, 1985' about the historic trial that condemned the commanders of the dictatorship (1976-1983), is on the way to break box office records in the South American country, where the evaluation of that process contrasts with the criticism of the judicial system actual
The film ‘Argentina, 1985’ about the historic trial that condemned the commanders of the dictatorship (1976-1983), is on the way to break box office records in the South American country, where the evaluation of that process contrasts with the criticism of the judicial system actual

You may be interested in: Argentina, 1985 was nominated for the Critics Choice Awards

En aquella oportunidad, la película obtuvo tres premios Coral por “masculina actuación” (Ricardo Darín), “artistic direction” (Micaela Saiegh) y “major script” (Mariano Llinás y Santiago Mitre), en la gala de clausura del 43° Festival Internacional del Nuevo Cine Latinoamericano de La Habana, Cuba, celebrated on Friday night in the traditional year of Charles Chaplin in the Cuban capital.

Por su parte, the director of the film also won the Signis Prize “due to his certain approach to the past from a profound look”, according to the justification of the World Catholic Association of Communication that awarded this award.

Además de estos premios, la película fue nominada en la category Mejor Película Extranjera en la 28ª édición anual de los Critics Choice Awards, que se entregarán el próximo de enero 15 en la ciudad estadounidense de Los Ángeles.

Santiago Miter's film begins in 1984, in democracy, after Raúl Alfonsín's ascension to the presidency
Santiago Miter’s film begins in 1984, in democracy, after Raúl Alfonsín’s ascension to the presidency

You may be interested in: How is “Argentina, 1985”, the film that premiered on Thursday and can compete for an Oscar

Al mismo tiempo, Argentina, 1985 se disputa el award a la Mejor Película Extranjera con “RRR” (India), de SS Rajamouli; “Sin novedad en el frente” (Alemania), by Edward Berger; “Close” (Belgium), by Lukas Dhont; y “Decision to Leave” (South Korea), by Park Chan-wook y “BARDO, Falsa crónica de unas cuantas verdades” (México) by Alejandro González Iñárritu.

Miter’s film is the national candidate for the Oscars, and a few days ago it confirmed its nomination at the Golden Globes, it will also represent the country at the Goya Awards, and it has been touring international festivals since its premiere last year. edición del Festival de Venecia, como el Festival Internacional de Cine de San Sebastián, en donde se zó con Premio del Público, el Festival de Cine del BFI de Londres y el Festival Internacional de Cine Río, entre otros.

La película empieza en 1984, ya en democracia, luego de la asunción de Raúl Alfonsín a la presidencia. Desde un cominezio, a través de unos textos en la pantalla, pone al espectador en la espectador en la specifice situación que se vive respecto al Juicio a las Juntas, detallando la manera en la que los tribunales militares vienen avoiding hacerse charge del tema. De vencerse el plazo que tienen para expedirse -dicen los textos-, el juicio debiera caer en manos civiles, más precisely en la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Criminal y Correccional de Buenos Aires, cuyo fiscal es Julio César Strassera.

Pone al espectador en la specifica situación que se vive respecto al Juicio a las Juntas
Pone al espectador en la specifica situación que se vive respecto al Juicio a las Juntas

Sin embargo, con el correr de los minutos, Argentina, 1985 cambia rapidly de tono y el espectador se encuentra con la vida familiar de Strassera (Ricardo Darín), a married man (Alejandra Flechner encarna a su esposa, Marisa) y que tiene dos hijos, una chica adolescente y un niño, varón. Su principal problema, en ese entonces, pasa por investigar al hombre con el que su hija está saliendo, un tipo un tanto mayor que, él sospecha, puede ser “de los servicios”. Y Julio César Strassera no tiene mejor idea que mandar a su hijo pequeño a seguir a su hermana mayor en plan detectivesco. No será la única vez que lo use para eso.

Al conocer la noticia de que los militares no se han expedido sobre el juicio en questiona, Strassera ya adivina que caerá en su escritorio. Y parece querer evitarlo a toda costa, poniedo excusas para no atender a representantes del Gobierno que quieren reunirse con él. No se trata, simplemente, de no querer hacerse charge del problema sino que el fiscal suspecte que el juicio será solo una fachada, sin real consecuencias (las declaraciones del ministro del Interior Antonio Tróccoli en la presentation televisiva del reporte de la CONADEP dan a entender eso) y él no quiere prestarse a ese juego.

Pero no podrá evitarlo y allí se dará cuenta de que está bastante más solo de lo que cree, como el sheriff de algun western clásico que tiene que enfrentar el peligro que se viene mientras todos los demás se esconden. There, el hombre no solo cae en la cuenta de que la major part de sus colleagues de Tribunales prefere evitar meterse con el tema sino también que muchos de ellos son, como él mismo dice, “bastante fachos”, y que es mejor no contar con ellos. En paralelo, su familia empieza a recibir amenazas telefónicas y, a su pesar, le ponen dos personas de seguridad para que lo cuiden de potenciales atentados.

Accompanied by the theatrical author Carlos Somigliana (a cargo of Claudio da Passano), que trabaja en Tribunales y se convertido en su prime allyado -y sostenido “moralmente” por un abogado ya retired que interpreta Norman Briski-, a Strassera no le queda otra que sumar a su team al young lawyer Luis Moreno Ocampo (Peter Lanzani) of a group of veinteañeros recently received, who are the ones who will be in charge of compiling the enormous amount of information they need to prove their accusations, además de convocar a testigos disparramados por todo el país, muchos de los cuales no quieren saber nada con la idea de testimoniar en un momento en el que sus tortadores circulan libremente.

Moreno Ocampo has, on the other hand, his own problems, which is part of a family of military tradition and his involvement as a fiscal against the Juntas, he faces all of them, but especially his mother, who does not want to know anything with him. que participate de ese juicio sino que defiende lo hecho por los militares en “la lucha contra la subversión”. Lo que seguirá, de ahí en adelante, será el juicio en sí, con sus históricas históricas más o menos conocidas, algunos de sus testimonios más potentos, los manejos políticos que se siguen desarrollando en parallelo, las presiones y las amenazes, hasta llegar al consabido y épico final con el allegato del fiscal.

Follow reading:

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *