Carlos Alcaraz – Casper Ruud: the best points of his victories in the semi-finals of the US Open and what are you hoping for in the battle of Sunday, with the title and the number 1 ranking in the game

¿For Spain or for Norway? On Sunday night, New York will deliver the answer to the question that is being asked by the whole world of tennis today: In which country will the first place in the world ranking of the ATP, which was left vacant by Daniil Medvedev, be returned? Carlos Alcaraz, the new “little wonder of tennis” (19 años) querrá llevarse el premio a su casa de El Palmar, una pequeña localidad española de 20 mil habitantes; Casper Ruud (23 años), su opponent en the grand final of the US Open, dará todo para que el tro viaje a la más conocida Oslo, capital de su país. Será apenas uno de los tantos condimentos de la definición vibrante que se viene: el que gane levantará también su primer título de Grand Slam. Neither more nor less.

En otra batalla hasta la midnight, Carlos Alcaraz venció this Friday to the American Frances Tiafoe y se clasificó a la final del Abierto de Estados Unidos, su primera de Grand Slam, donde también puede erigirse en el número uno más joven de la historia. Alcaraz acabó con la resistencia de Tiafoe por 6-7 (6/8), 6-3, 6-1, 6-7 (5/7) y 6-3 en otra nocturna marathon de cuatro horas y 19 minutos en la pista central de Flushing Meadows (New York ).

Siguiendo de reojo con Alcaraz, Ruud había cumplido antes con su parte derotando al ruso Karen Khachanov por 7-6 (7/5), 6-2, 5-7 y 6-2 en la misma cancha. The Norwegian got a second opportunity to inaugurate his account of Grand Slams after being rolled in the final of the last Roland Garros by Rafael Nadal.

“Es increíble luchar por grandes cosas. Estoy por primera vez en una final de Grand Slam, puedo ver el número uno pero a la vez está muy lejos”, said an emotional Alcaraz after the party. “Ahora mismo no le tengo miedo a ese momento. Me he prepared mentally and physically to estar peleando por grandes cosas, como lo que habra en juego el domingo”, he explained después ante la prensa. “A Ruud ya le gané en (el Masters 1000 de) Miami y soy capaz de ganarle en un Grand Slam, aunque él ya haya jugado una final. Ya sabe lo que es vivir ese momento y para mí es nuevo, pero como lo han sido muchas cosas nuevas para mí y las he afrontado de buena manera. Voy a intentar tomarlo como un partido más, aunque no es fácil, e intentaré desplegar mi mejor versión”, dijo Alcaraz en referencia a la defeat del noruego fronte a Rafael Nadal en el pasado Roland Garros.

Carlos Alcaraz and Frances Tiafoe, unidos en el abrazo del final
Carlos Alcaraz and Frances Tiafoe, unidos en el abrazo del finalap – AP

Por el momento Alcaraz is the youngest finalist in a grande tournament since his idol Nadal won the first of his 22 titles in 2005 at Roland Garros. Although he had to play another five sets, Alcaraz did not regret the last four hours of Monday’s game before Marin Cilic and the last five on Wednesday against Jannik Sinner (5:15), this last until the 2:50 p.m. early morning, the record hour in the history of the US Open.

Siento que los he defraudado. This is really duele. Volveré y ganaré esto algún día”, prometíó con los ojos vidriosos Tiafoe, the first American semifinalist in Flushing Meadows since 2006. “I’m so young. Le pega tan fuerte a la pelota… Y nunca he jugado contra un tipo que se mueva tan bien. Va a ser un problema para mucho tiempo”, elogió a su rival.

Alcaraz volívo a mostrar un punto que lo emparenta con Nadal, la leyenda a la que vio desde niño en la TV: corre hasta las pelotas que parecen imposibleos de alcanzar. “Nunca doy una bola por perdida. Alguna vez esos puntos me ayudan a venirme arriba, a sonreír, a disfrutar el momento. Algunas veces hay que sacar un poco de magia”, he explained with a smile. ¿Y cómo imagina la finale? “Ahora mismo no le tengo miedo a ese momento. We are mentally and physically prepared para estar peleando por grandes cosas como el domingo. Me sigo sintiendo como un chico de 19 años, es verdad que he maturedo muy pronto porque eso es lo que hace el tenis. Quizás en los torneos me siento más mayor, con más responsabilidad, pero en casa con amigos y familia me siento un chico de 19 años”, respondedió en la rueda de prensa.

Alcaraz begins to transit what can be predicted as a path that will have regularity for a long time: his presence in the definitions of the great tournaments of the world circuit, while Roger Federer (especially), Novak Djokovic and his admirer Nadal start el tiempo de la retreata: por distinta razones, ninguno de los tres brilló en Nueva York. “Now I’m more prepared. El año pasado solo jugué three Grand Slams before the US Open, y solo jugué un partido a cinco sets. Fueron 12 meses de trabajo duro en el gymnasium, en la cancha. Pero yo diría que todo es mental”.

-¿De niño con qué soñaba más, ser número uno o ganar su primera Grand Slam?

-Con ser número uno. Es verdad que ser número uno sin ganar Grand Slams es complicado pero siempre he soñado con ser el número uno.

“Después de Roland Garros, por supuesto estaba muy, muy feliz, pero al mismo tiempo era lo suficiente humilde como para pensar que podría ser mi única final en un Grand Slam. No es fácil pero aquí estoy, un par de meses más tarde, con una sensation que no se puede describir con palabras”, recorded Ruud en la sala de prensa central, cuando todavía tenía la esperanza de que Alcaraz perdiera: el triunfo de Tiafoe le hubiera servido el número 1 del ranking al noruego, al margen del resultado de la final. Pero no: deba ganárselo en la cancha.

Todos los semifinalistas de la rama masculina son debutantes en estas instancias en Nueva York. It’s something that didn’t happen in this tournament since 1881, when there was no other option – it was the inaugural edition of what was then known as the US Championships-.

Casper Ruud lanza su drive a fondo.  Lo espera Alcaraz in the final
Casper Ruud lanza su drive a fondo. Lo espera Alcaraz in the finalELSA – GETTY IMAGES NORTH AMERICA

Ruud es directed por su padre, el extenista profesional Christian, pero fue alumno durante años en la academy de Nadal en Manacor (Mallorca, Spain). Ha superado esta temporada su imagen de specialista en polvo de ladrillo, superficie en la que logró sus nueve titles de la ATP, tres este año. This season, sin embargo, ha confirmed his progress on the pista dura llegando a la final del Masters 1000 de Miami, donde cayó ante Alcaraz, ya la del domingo en Nueva York. This Friday, with a double boot in the game, Ruud overcame the initial nerves until he took the first set with a set point of 56 hits and resisted the reaction of the dangerous Khachanov. “Fue un intercambio loco”definió el ruso Khachanov.

El punto duró 75 segundos e incluyó 19 golpes más que el segundo intercambio más largo de este par de semanas. Ruud lo culminó con un vés sobre la línea, que generó una derecha a la red. El papá smiled. Su hijo levantó los brazos y mostró dos dedos de la mano derecha. Habría sido mejor que mostrara sólo el índice. Después de todo, pronto podría ser el número uno. “Los dos nos negamos a cometer errores, sabiendo lo importante que era ese punto. Nunca había jugado un punto así. Al final, el pulso se aceleró y las piernas me temblaban”, said Ruud.

“Fue otro gran partido por mi parte”, se felicitó el noruego. “Creo que ambos estábamos un poco nervios al principio, con algunos ‘breaks’ de ida y vuelta. This party was probably the most important of our careers y, por supuesto, siempre habra nervios. Tuve la suerte de ganar el primer set, lo que calmó un poco mis nervios. Yo jugué phenomenal en el segundo y el cuarto, pero Karen dio un paso adelante en el tercero”, he admitted.

Khachanov, for his part, also contested his first Grand Slam semifinals at 26 years old. “Obviamente, if we decided antes del torneo que llegaría a la semifinal, lo hubiera firmado de immediato”, he pointed out. “But there is also a bit of disappointment. A medida que vas avanzando, tenés más confianza y querés terminar de levantar el trofeo. Todos estos pensamientos están en tu mente”, he recognized. “But all the credit is for him (Ruud), obviously”.

Leave a Reply

Your email address will not be published.