¿Deberíamos comer carne? Argumentos a favor y en contra en un debate en el que todos creen tener razón

Smil was born in 1943 in the actual territory of the Czech Republic.  Es specialist in food production.
Smil was born in 1943 in the actual territory of the Czech Republic. Es specialist in food production.

“A los carnívoros no les gusto porque pido moderación, ya los vegetarianos no les gusto porque digo que no hay nada de malo en comer carne. It is part of our evolutionary heritage. La carne nos ha ayudado a hacernos lo que somos“, escribe el checo-canadiente Václav Smilspecialist in environmental changes, energy fields and food production.

Lo escribe en su libro ¿Deberíamos comer carne?, edited this year by Fondo de Cultura Económica. Se trata de un libro que affirma que, en la majoria de las culturas occidentales, el consumo de carne se viene asociando a un status social de prestigio.

This changed radically during the 20th century, when they stopped using animals as a labor force for agriculture, which gave rise to the growth of the meat industry, to the point that today they can be found in any large supermarket. animal species.

El libro menciona al menos media docena de especies de aves y mamíferos, tales como gallina, pavo, ganso, res, cerdo y caballo, a los que tenemos que sumar los animales de caza, como el faisán, el venado y la liebre. De estas especies se extrae la carne y las vísceras, y con ellas se producen diversos cortes de carne, así como embutidos y jamones.

El autor desvenda la cara oculta del carnivorismo, que podemos agrupar en tres efectos negativos: los impactos en la salud, el maltrato animal y la contaminación ambiental. At the same time, Smile recognose que la población mundial está más consciente, en la actualidad, de estos efectos nocivos. El vegetarianismo y el veganismo crecen, pero también el semi-vegetarianismo, que implica ya no el abandono total de la carne sino una reducción substantial de la misma en la dieta.

infobae

In the book Václav Smil It provides an anthropological and historical perspective on meat consumption, analyzing it from the first periods of human history and providing a health perspective to explain the conditions under which breeding and rearing of animals destined for consumption are carried out, as well as una perspectiva económica, al brindar datos sobre la candidad de carne producida y los recursos que se necesitan para dicha producción. Especialmente, nos da una perspectiva ecológica al mencioria el impacto que tiene la industria de la carne en el agua que bebemos, en el aire que respiramos y en el suelo donde crecen nuestros alimentos vegetales.

The author clara que él no quiere llegar a conclusions a priori condenando radicalmente el consumo de carne, sino llegar a logical y rationales conclusions sobre los pro y contra de esta industria, con el fin de informar y conscientizar a sus lectores. Para ello toca diversos temas en cada uno de los cinco capítulo en los que está dividido el libro.

En el chapítulo uno, bajo el título “La carne en la nutrition”, Václav aporta datos sobre la carne en relación con la nutrition y la salud, y questiona su consumo como única fuente de proteins y como fuente indiscutible de salud y longevity para el género humano.

“Algunos de estos fascinatinges, aunque a veces inciertos vínculos entre la carne, la salud y la longevity han sido amply estudiados, pero también están sujetos a una gran candidad de creencias falsas e información equivoca; intentaré aclarar esta compleja relación citando la evidencia más confiable disponible. I dedicate another section to the diseases caused by the carne from the impacts and risks of the pathogens that contaminate. advised.

En el segundo capítulo nos habla de la base evolucionista de las dietas humanas, desde la hunting de grandes mamíferos durante la Glaciación, pasando por la domesticación de algunas especies de plantas y animals durante el Neolítico. “Eating meat is part of our evolutionary heritage tanto como lo son nuestros grandes cerebros (que bien pueden ser tan grandes en parte gracias a que comemos carne), nuestra bipedación y nuestro lenguaje simbólico; esto es un hecho, no es una comparison forced para empezar un libro sobre carnivorismo”, soistene el investigador.

El capítulo termina con una explicación del significado de comer carne en relación con el status social según los hombres de la Edad Media, puesto que durante el periodo medieval “el consumo frecuente de carne —y, en poblaciones cercanas al mar, también los peces marines— se expandedió a varios estratos noblesal high clergy, a wealthy merchants and wealthy inhabitants of the cities, muchas veces en ostentosos banquetes y celebratory feasts“.

The chain that follows the carne in the modern occidental diet and its consequent imperatives of reproduction, growth, slaughter, processing, consumption and waste of animals is the theme of chapter three, where the author analyzes in detail “el processo de transition en países occidentales; luego, its most contemporary phases in economies that are rapidly modernizing in Asia and Latin America, and finally the globalization of tastes, a process in which, de nuevo, carne is an important component, particularly evident in the popularity of dishes carne relatively baratos preparados por cadenas transnacionales de comida rápida”, according to Smil en el libro.

El semi-vegetarianismo, que consiste en reducir el consumo de carne sin eliminarlo del todo, crece en los ultimos años.  REUTERS/Jorge Silva
El semi-vegetarianismo, que consiste en reducir el consumo de carne sin eliminarlo del todo, crece en los ultimos años. REUTERS/Jorge Silva

Under the title “Qué se necesita para producir carne”, el capítulo cuatro hace referencia a las modalias modernas de la ganadería, las practicas actuales que optimizan la producción de carne y el tratamiento más o menos cruento de los animals, según la región del planeta donde la matanza se lleve a cabo. In addition, it details the modern methods of cattle grazing and how they work in mixed agriculture and “sin earth” systems.

The author explains: “Los dos aspectos más characteristicas de estos sistemas eran su diversity de cultivos y de animals: no sólo se basaban en la cosecha de una amplia gama de cultivos, sino que también usaban complejas rotations o intersiembra, y además tenien varias especies de ganado. En las granjas europeas, lo común era tener caballos, reses, cerdos y pollos, al igual que gansos, patos, palomas y conejos. En la agricultura tradicional china, las granjas más ricas en el sur have búfalos de agua, cerdos, patos y carpas”.

The possible environmental consequences of modern carnivorism on a large scale, as well as environmental degradation, pollution and the unsustainability of modern civilization, are discussed in chapter cinco.Possible futures“.

There, the specialist in food production writes: “Los muchos excesses que han llegado a characterizar la producción moderna, intensiva y de gran escala de la carne —particularly aquellos referentes al trato disconsiderado de los animals, el estresante transporte y el sacrificio a menudo ruin, así como la estrecha concentración en rápidas ganancias de peso obtenidas por medio de la alimentación confinada y el uso copioso de antibióticos— se derivan criticar y en algún punto, prohibir o modificar substancialmente”.

It is important to add that the data used in the book are based on three statistical reports. El primer reporte es el Animal Agriculture and Global Food Supply, prepared by the Consejo para la Ciencia y Tecnología Agraria de los Estados Unidos. Este reporte llegó a la conclusion de que la ganadería tiene efectos ambientales tanto positivos como negativos.

The second report belongs to the FAO (the division of the United Nations dedicated to food). El mismo indicates that 26% of the terrestrial surface is destined for livestock grazing; el 33% de la superficie cultivable se usa para el cultivo de forraje; y 18% of greenhouse gas emissions and 8% of sweet water pollution can be attributed to the livestock industry.

El tercer informe, perteneciente a la Pew Commission on Industrial Farm Animal Production, comisión dedicada a la producción agropecuaria, determined that “los efectos negativos del sistema del PCIFAP son demasiado grandes y la evidencia científica es demasiado solida como para ignorarlos. Se deben implementar cambios significados y debe empezarse de immediato“, according to the author’s own book.

A través de información precisa, intenda que el lector construya su propia respuesta a la pregunta que da título a su libro.

♦ Nació en República Checa en 1943.

♦ Es investigator specialized in fields of energy, environmental changes and food production, among other topics.

♦ Entre sus libros se cuentas Los números no mienten. 71 stories to understand the world y ¿Deberíamos comer carne?

Follow reading:

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *