“Errante. La conquista del hogar”: la mirada que se volívo territorio | Película de la fotógrafa Adriana Lestido

The monumentality of the architect Francisco Salamone desarrollada en la decade del 30 es el foco de Salamone, Pampaa documentary filmed in the Province of Buenos Aires in November 2021 by Heinz Emigholzque se prendista en el Mar del Plata International Film Festival en una section dedicated to una suerte de trilogía latinoamericana del cienasta alemán. Con la misma mirada analytico que viene desplegando su series La arquitectura como autobiografía, Emigholz hace otro documental de observación para registrar construcciones que, influenced by el art decó y el futurismo italiano, Salamone hizo en paralelo entre 1937 y 1939: toda una serie que se podría denominar arquitectura de la muerte, donde dominar los mataderos y los cementerios.

Si Emigholz se propone pensar cómo una arquitectónica work puede contenar la biografía de su creador, en este caso, las construcciones que surviven son más un relato funebre: erosionados, en algunos casos abandonados en la plainura pampeana y conversito en un esqueleto de lo que fueron , la grandiosidad de cada edificación es una estampa crepuscular, la huella apagada de su espléndida esfinge. Sin más información que los nombres y las fechas de cada edificación, el documental parece instalar una perplejidad frente a cada reutilada o abandoneda relativa con el territorio que la rodea, no como mero registro de lugares sino como un estudio del espacio a modo parabola testimonial entre la vida y la muerte.

El territorio que indaga Geographies of Solitude también parece ser un intento de reunir espacio y autobiografía como formas de la experiencia. En este caso, el retrato documental de Jacquelyn Mill sigue a la naturalista Zoe Lucas, quien hace cuatro decasas vive en soledad en Sable, una pequeña isla canadiense en el Atlántico alejada del contienente, donde interactúa con la poca flora y fauna autóctona, especially la valiosa especie de caballos salvajes characteristica del paisaje insular. In the midst of the hostility of the climate and the aridity of the land, the investigations and daily routines are carried out by the island where the director and the protagonist reach an intimacy in a neighborhood that is a dialogue open to constant learning about the present and past manifestations. del territorio, porque la memoria también se installa en ese paisaje en transformación constante. La biografía de la naturalista termina mimetizada con la forma de una isla.

Sin proponérselo, la película aventurera Errant. La conquista del hogar, de la fotógrafa Adriana Lestido, que se estrenó en el Festival de Mar del Plata y obtuvo el premio de la association de Cine Directors PCI a la “Innovación artística”, dialogó con las de Emigholz y Mill, incorporating both the rigorousness of the documental observation of the first as well as the intimacy with the landscape of the second. Pero la virtud principal de Lestido es lograr un nivel de experiencia con el territorio retratado que va abriendo un gáscero inmersivo.

En un viaje alrededor del Círculo Polar Ártico donde se internó sola durante meses con un equipamiento reducido para registro audiovisual, Lestido afrente con su mirada la immensidad de los paisajes y la violencia climática en cada plano. The great majority of the islands, cities and towns of Iceland and Norway where he filmed were places that he never explored, that he knew for the first time with his camera a cuestas. Terrenos inhóspitos, tan inhabitedados como de difícil acceso, se van revelando plano a plano, pero siempre son paisajes de una transformación, no tienen la rigida belleza estilizada de ciertas fotografías panorámicas.

Aunque la película sigue un viaje solitario de Lestido, la majoja de los planos son fijos, pero eso no quiere decir estáticos. No se trata nunca de una devoción contemplativa al paisaje, a su belleza petrea de postal, sino a una possibility de que en ese territorio se puedan percebir los changes, subtles o struendosos, se capturen esos momentos donde se juegan distintos grados de una intensidad dinámica del espacio.

Como una búsqueda cinética profunda, los ojos de Lestido interacturan con los lugares cuando están activados, con una sensibilidad para encontrar distinct formas de movimientos que muchas veces van decomponiendo los paisajes. Nevadas, lodazales eruptivos, ráfagas de humo, cielos oscuros y amenazantes, neblinas, el mar que castiga las costas, distinta formas donde el clima amaga catástrofe. En gran parte del recorrido visual esas transformaciones tienen los signos del riesgo y el peligro, al punto de capturer una naturaleza apocalíptica.

Otras veces esa dimensión de cambio entrega alucinaciones como el registro de la aurora boreal, donde la luz verde se agita para transformar los cielos en estallidos de esmeraldas; o como el deshielo que termina generando esculturas transparentes que las olas van arrimando a la orilla como criaturas geometricas diamantinas. Hay también un registro multiple del ciclo del agua donde las distinta formas y movimientos de lo liquido, solido y gaseoso van creando, estación a estación, toda una dramaturgia mineral.

Errant. La conquista del hogar comienza en una primavera y termina en la siguiente, son cinco estaciones que no cierran un ciclo anual sino que abren el siguiente, como un movimiento que no se detiene ni se clausura sobre sí mismo. No hay ninguna persona retratada en todo ese periodo, el cuerpo de Lestido también está ausente, o presente como una mirada que más que reflecada en el paisaje, es una mirada que se vuelve territorio. Y alli, los animals van apareciendo con más frecuencia en la última parte de la película, en la segunda primavera, lo que termina creando una fábula de fecundidad y renacimiento. Es una película ecológicamente optimista.

Con unas cinco citas breves que compañan cada estación, y en unos poco fragmentos de canciones, Lestido pone otras perspectivas en las imágenes tormentosas y sensoriales. Una de esas citas es un verso de Luis Alberto Spinetta, como si esos paisajes extremos solo pudiesen ser nombrados con su poesía. O por la de Nick Cave, que suena sobre una imagen con una contundencia como si la canción perteneciera a esa oscura voluptuosidad artica. O por la canción de Gabo Ferro, “Sobre madera rosa”, que closes the film and describes an unusual collection of objects that includes “a mirror that treasures the origin of sleep”, together with other strange trophies from distant lands that are also un reservoir of affections. Una collection donde vibran tantos sentimientos como en los plans del viaje transformador de Adriana Lestido.

.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *