Olas de calor: cómo deben adaptarse las ciudades a los desafícios del cambio climática

Globally, the frequency of heat waves has almost tripled compared to what happened at the beginning of the 20th century (Reuters)
Globally, the frequency of heat waves has almost tripled compared to what happened at the beginning of the 20th century (Reuters)

En verano hace calor. Sucede desde que el mundo es mundo y, hasta ahí, nadie debiere sorprenderse de eso. Lo que sí impacta y alarma a los expertos en medioambiente es que, de un tiempo a esta parte, el calor se volvió “peligroso”.

Two specialists of the Ciudades del Centro de Implementation de Políticas Públicas para la Equidad y el Crecimiento program (CIPPEC) recordaron que este 2023 se van a cumplir 20 años de la peor climate catastrophe de la historia recente: la ola de calor which, in 2003, affected a large part of Europe, especially in Spain, France and Italy, and left more than 80,000 dead in 12 countries, according to a report made for the Community Action Program for Public Health of the European Commission in 2007 .

In addition, they said that in the local plan, in December they will complete ten years of one of the worst heat waves in Argentina, which extended from Buenos Aires to Mendoza, and only in the Autonomous City of Buenos Aires left a balance of 544 muertos Un total de víctimas fatales que, según explica el libro Argentina and climate changede Inés Camilloni and Vicente Barro, es mayor al de todas las muertes por inundaciones en todo el país, between 1985 and 2015.

Children and older adults are the most vulnerable population groups in the face of high temperatures (AP)
Children and older adults are the most vulnerable population groups in the face of high temperatures (AP)

Maria Victoria Boix, licenciada en Estudios Internacionales, es directora del programa de Ciudades de CIPPEC y destacó que “la copious accumulation of extreme events sólo confirma a las olas de calor como síntoma de un calentamiento global que tiene consequencias cada vez más notorias en un presente cada vez más acuciante”. For her, “testimonio de ello es que, apenas en los primeros diez días del 2023, más de 30 ciudades de Argentina se vieron afectadas por una ola de calor”. “Ciudades de la Patagonia, centro y norte de nuestro país, registered unusually high temperatures during more than three consecutive days, which exceeded the minimum and maximum local temperature thresholds established by the National Meteorological Service”, he emphasized.

In the same line, the coordinator of the Ciudades de CIPPEC program, Alejandro Sáez Reale, said that “at a global level, the frequency of heat waves has almost tripled compared to what happened at the beginning of the twentieth century”. “En 1900 ocurría, en promedio, una ola de calor cada diez años. Hoy, ese valor se incrementó a casi tres cada diez años —señaló—. Según sean los escenarios futuros del calentamiento global, de accordo a lo analizado por el Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático de la UNU (IPCC), ellas se podrienne dar en forma aún más frecuente. De persistir el escenario actual, su magnitud a futuro podría alcanzar las nueve olas de calor cada diez años. En otras palabras, una ola de calor al año”.

Por tanto, en opinion de los specialists, “las tendencias actuales de climate change, sumadas a la inacción en el presente, indefectiblemente transforman a este phenomenó en cosa del futuro: las olas de calor, en el país y el mundo, van a ser más intensas y más frecuentes”.

Asi las cosas, the Organization Meteorológica Mundial ya habla de una nueva normalidad climática, mucho más caliente, por lo que, a menos que la dinámica y desarrollo de las ciudades se planinquen considering this threat, las olas de calor serán aun más mortíferas, alertaron los experts.

In the whole world, heat waves are accompanied by periods of drought that favor fires in less populated areas (Reuters)
In the whole world, heat waves are accompanied by periods of drought that favor fires in less populated areas (Reuters)

“El calor extremo no afecta a todas las personas por igual: adultos y adultas mayores, niños y niñas, y personas con prevalencia de enfermedades mentale o cardiacia tienen un riesgo mucho major a la exposure sostenida que el resto de la población -destacó Boix-. También se encuentra particulare expuestas las personas con alta vulnerabilidad social frente a disasters, que tienen deficits en dimensions económicos, habitacionales y sociales que afectan su capacidad de responder ante un evento extremo”.

This means, according to her, that “the people who live in popular neighborhoods have a double risk: a la alta social vulnerability que sus inhabitantes presentan frente a desastres se suma el hecho de que estas zonas suelen ser particularly calurosas. En parte, esto se debe a la baja provisión de espacios verdes y arbolado en general, que mitigan el efecto isla de calor urbano, así como brindan sombra y refugio en los días de mucho calor”.

“A esto se aggregate que en los barrios populares se concentran los deficits de calidad de las viviendas (in terms of materials, overcrowding and access to basic services such as running water, electricity or sewers), among other factors that – in addition to conspiring against it fair and equitable access to the habitat—contributen a la concentración del calor en estas áreas”, sumó Sáez Reale, who emphasized that “in Argentina, las ciudades concentran al 90% de la población, y es en ellas donde los impactos se sienten más y , en consecuencia, donde debemos focaliar las solutions”.

The experts coincided en que “como esquirlas desperdigadas, las olas de calor repercuten negativamente en la dinámica de diferentes áreas que hacen a las ciudades: en la salud public, el funcción de la infrastructure urbana, la productivity laboral, así como también el commerce y la economy”. Y ampliaron: “El desafío que esto implica interpela primeramente a quienes gestionan municipios. Son los intendentes y las intendentas quienes deben leaderar la batalla contra el calor extremo y construir ciudades más resilients. Concretamente, deben elaborar estrategias que minimicen los impactos extremos, como las olas de calor y el estres permanente que generan las tensiones como el calor en peridos prolongedos”.

CIPPEC experts expressed concern because thermal brands are increasingly high in the world (Getty)
CIPPEC experts expressed concern because thermal brands are increasingly high in the world (Getty)

Para Boix, las estrategias para abordar esta problemática deben contemplar cuatro dimensions fundamentales:

1- Generar conciencia pública sobre la problemática

2- Plan and design cities to reduce heat (disminuir sus carbon emissions and urban heat island effects

3- Adaptar las ciudades para que las people puedan desarrollarse en un contexto de major calor (fresh buildings, thermal and energy efficiency, green spaces, provision of water

4- Garantizar una respuesta adequada (gestión de risgos, sistemas energéticos y de salud robustos) para afrontar eventos extremes de modo de minimizar daños.

En los barrios populares, a la vulnerabilidad social se suma que duebto a la falta de espacios verdes, estas zonas son particularly calurosas (MR)
En los barrios populares, a la vulnerabilidad social se suma que duebto a la falta de espacios verdes, estas zonas son particularly calurosas (MR)

“Naturally, these plans require investment to generate infrastructure that absorbs heat and/or generates more fresh spaces, at the same time that there are other types of actions that do not require large resources and have a high transformer potential,” said the CIPPEC specialist. .

En esta línea, Sáez Reale highlighted that “muchas ciudades del mundo están trabajo en la elaboración de estrategias, with the support of organizations such as Naciones Unidas, C40, and the Arsht-Rockefeller Foundation”. Among them, he pointed out that Miami, por ejemplo, hizo, as part of the City Champions for Heat Action (CCHA) initiative, the #HeatSeason public campaign to generate awareness about the impact of extreme heat on health and climate risk, through de la difusión de un kit communicacional para redes sociales durante los meses más calurosos del año.

En tanto Medellín, en Colombia, created 30 green corridors that managed to reduce the temperature to four degrees in critical areas of the city.

The World Meteorological Organization has spoken of a new climate normality (AFP)
The World Meteorological Organization has spoken of a new climate normality (AFP)

Sidney (Australia), por su parte, diseñó un plan de arbolado urbano nuevo que contempla la incorporation de especies que sean más resistentes al calor, al tiempo que potentie los beneficios ambientales de acuerdo a las caracteristics specificas de cada barrio.

En Los Ángeles (Estados Unidos) they have mapped dozens of public cooling centers (spaces that can be accessed free of charge, that provide air conditioning for people to refresh themselves during days of extreme heat). Mientras que Santiago de Chile, por su parte, recently designated a la primera líder de acción climática contra el calor extremo en Sudamérica.

“El calor importa, atraviesa nuestras vidas cotidianas y cada vez más lo hará con mayor notoriedad, menos silencio y sutileza. Tenemos que hablar del calor y sus consecuencias, adaptar nuestras ciudades hoy para que el futuro no nos queme”, concluded the experts.

Seguir leyendo

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *