The paper that Lula assigned to Alberto Fernández in response to the coup attempt of the State in Brazil Cómo se gestó la declaración del Presidente en la TV

El Intento de golpe en Brasil contra del flamante presidente, Inácio Lula da Silva, por parte de bolsonaristas, desató repudios por parte de todo el gobierno argentino. President, Alberto Fernándezhe said that “quienes intendan desoír la voluntad de las majoriosas, intentan contra la democracia y merecen no solo la sanción legal que correspond, sino también el chazo absoluto de la comunidad internacional”, y agregó que como presidente de la CELAC y del Mercosur ponía “en alerta” a los países miembro “para que nos unamos en esta unacceptable reacción antidemocrática que intenda imponerse en Brasil”. The vice president, Cristina Fernández de Kirchnerremark that “no basta con el indispensable repudio o la necessaria condena”“quienes creemos en lo national, popular y democrático debemos además un analísi profundo y descarnado frente a este phenomenó que más allá de la existence de organizadores, financiers y responsables (que siempre los hay) captura a segments de la población (inclusive algunos en contra de sus propios interes económicos) para jaquear la democracia”, sostuvo.

El domingo parecía tranquilo para el Presidente, que se encontraba descansando en la costa argentina para el lunes recurre Miramar y luego regresar a Buenos Aires. Por la tarde, sin embargo, el escenario dio un giro de 180 grados con el intento de golpe de estado en Brasil. El mandatario, al enterarse de los sucesos, immediately se puso en contacto con Celso Amorimuno de los principales asesores de Lula, y le dijo que estaba a disposition para hacer lo que “hiciera falta”incluso viajar a Brasilia si era necesario y le repitió en reiteradas ocasions que “contaban con él”.

La preoccupation dentro del gobierno

Amorim le commented the situation, le dijo que Lula estaba en San Pablo reunido con un committee de crisis y que pronto anunciaría medidas — horas después decretó la federal intervention in the security of the state of Brasilia hasta el 31/01 y announced that “los culpables serán castigados”.

After that, Fernández called his chancellor, Santiago Cafieroambassador to Brazil, Daniel Scioli –que se encuentra en Brasilia–, of the presidential spokesperson, Gabriela Cerruti, y emitieron distintos comunicados desde sus cuentas personales y desde la de la Celac. En su twitter, el Jefe de Estado también wrote: “We demonstrate with firmness and unity our total adherence to the Gobierno elegido democraticamente por los brasileños que encabeza el presidente Lula. Estamos junto al pueblo brasileño para defendar la democracy y no permitir Nunca Más el regreso de los fantasmas golpistas que la derecha promueve“.

The chancellor Cafiero and the ambassador Scioli, meanwhile, estuvien en línea during all afternoon with the chancellor of Brazil, Mauro Vieira. Lo que pidieron los leaders del PT fue que Fernández salga por la TV brasileña y de una nota. El mandatario no dudó. Durante la interview en un medio del país vecino, Fernández asserted that “in a democracy, there can be conflicts of powers and differences between the powers of the three powers. What cannot be done is an uprising, and those who act like this must be castigated.” “.

Luego, resaltó que “la democracy debe ser respetada y los que promueven levantarse contra ella, los que se levantan y los que financian esos levantamientos, deben ser castigados en procesos judiciales transparentes y de acuerdo con las normas vigentes. No pueden quedar impunes”. Además, he stressed that “Brasil no merece este type de sucesos”, because “son un pueblo que ha vivido en democracia, que ha advanceda en democracia y eso debe ser preservado antes que nada”. “Escuché con atención las medidas que Lula announced, me alegra verlo sereno, me allegra verlo tomando el control y los responsables de haber permitido semejante agravio a la democracia espero que sean sanctionados”, expresó.

During the interview with the Brazilian media, the Argentine president commented that “Lula sabe de mi compromise con la democracia del respeto y el affecto personal que le tengo, sabe que solo tiene que decirme qué necesita y voy a estar a su lado”. Fernández also took advantage of the opportunity to say that “en los años en que Bolsonaro gobernó Brasil, a pesar de que muchas veces tuve que aguantar un muy mal trato de su gobierno, yo siempre preferí guardar silencioto preserve the link between both countries”.

“No frenaron y hasta ayudaron a seguir avanzando”

Sobre los sucesos de este domingo, opinó que “estas cosas no se generan de la nada. Mobilizar esa quantity de personas y permitir el acceso a public edificios que se supone que deben estar custodiados, only es posible con la anuencia de parte del poder, por eso entiendo la decisión de Lula de intervener las fuerzas de seguridad de Brasilia porque evidentmente no actuaron como correspondía. No frenaron y hasta ayudaron a seguir avanzando. Que eso se investigue y se sancione es sano para todas las repúblicas“. Finally, Fernández made a parallelism with other episodes in the region and said that “we have lived in Argentina with the judgment of those responsible for the last dictatorship, but more recently with what happened in Bolivia, with the judgment a la presidenta de facto, Jeanine Áñezen un proceso que aún sigue juzgando a otros responsables”.

Cerca de Scioli commented that, in a conversation with Vieira, the Brazilian chancellor confirmed that there is an important number of detainees–se estimaban al cierre de esta edition unos 170– y que también pidieron la detention of the security secretary of Brasilia. Por ultimo, los tranquilizó al decir que la situación “ya estaba controlleda”. Scioli, en tanto, comentó que “hay que standar la reacción immediata de Lula”y expresó que confía “en la experiencia del presidente de Brasil, quien restablecerá el orden democrático”.

Según analizaron desde algunos sectors del gobierno argentino, al igual que sucedió en Estados Unidos con la toma del capitolio last year por parte de los fanáticos del expresidente, Donald Trump, este intento de golpe no es algo “que vaya a prosperar”. Para ellos “tiene el objetivo de generate a future conditioning and a state of permanent chaos“.

More repudios

Además del presidente y la vice también se pronunciaron distintos ministros como el de economía, Sergio Massaquien aseguró que repudiaba “energicamente” los actos de violencia y “el asalto a las instituciones democráticas en Brasil”, y el del Interior Eduardo “Wado” de Pedro. He added that “El Bolsonarismo does not accept the rules of democracy and now promotes a coup of the State”. Chief of Cabinet Juan Manzur recalcó “nuestra enérgica condena a la toma illegal y violenta en Brasil del Palacio Presidencial, el Congreso y la Corte Suprema”.

Another of the leaders of the Frente de Todos who came out to speak was the governor of the province of Buenos Aires. Axel Kicillof. “Condenamos el cobarde ataque golpista contra la democracia y contra el triunfo de Lula. Cuando gobiernan, aplican programas de ajuste y exclusión. Cuando son oposición, obstaculizan la construcción de la igualdad y la justicia. En ambos casos fabrican mentiras y predican el odio, la furia y el rencor como metodología. The option is clear: the right or the right“, he said.

Más allá de los mencionados, se sumaron al repudio union centrals como la CGT, the CTA los Organisms de derechos humanos (ver apart) y los interbloques de senatores y deputados del FDT, entre otros. The president of the Chamber of Deputies, Cecilia Moreau adagíó que “estas acciones demoran que la democracia se frontra al odio y que debemos combatir la intolerance con más dialog“. There was no condemnation on the part of different ambassadors who expressed themselves in a joint communique. Also, one of them, the ambassador in Venezuela, Oscar Laborde said: La derecha violenta la democracy cuando el pueblo le da la espalda. We see in all the region, also in Argentina, that anti-democratic and violent tendency”, he reflected.

Macri y su obsesión

Desde la oposición, en un principio, no quisieron quedar pegados a un escándalo de tal magnitude y varios dirigentes de peso como el jefe de gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, y deputados como Mario Negri, condenaron rapidamente lo ocurrido. Larreta, por ejemplo, se limitó a escribir: “Profunda preoccupation por el asalto a las institutions de la democracia en Brasil. Mi condena absoluta a la acción violenta y mi total solidaridad y apoyo a Lula ya todo el pueblo de Brasil”. Otros dirigentes como el expresidente Mauricio Macri y la presidenta del Pro, Patricia Bullrichdurante la tarde parécia que habien optado por el silencio, sin embargo, pasadas las nueve de la noche, Macri changed the strategy and tried to draw a curious comparison between what happened in Brazil and “El Kirchnerismo”.

Tras “solidarizarse” con Lula, el expresidente aprovechó la oportunidad para intentar sacar algún rédito politico agitando la batalla contra su obsesión: el kirchnerismo. “El episodio alerte sobre la fragilidad mundial de las democratic institutions, que pueden ser atropelladas por una horde como en Brasil o como sucede ahora mismo en Argentina con la Corte Suprema de Justicia a través de mechanizas de politicos antidemocráticos equally brutales”. Por último, he highlighted that “we must not forget that the kirchnerismo that today is concussed by the events in Brazil is the same thing that in 2017 organized, promoted and protagonized the violent assault on the Argentine National Congress”.

.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *