The return of “El Niño”: buenas y malas noticias para nuestro país

The meteorological services of the world were unanimous: 2022 was one of the hottest years ever recorded on earth.

Dadas las circunstancias la noticia no sorprende, pero los specialists resaltan un hecho que hace al phenomenó especially extraordinario. Ocurre que el patrón climática recurrente en el Pacífico tropical, conocido como Oscilación del Sur El Niño (ENSO por sus siglas en inglés), estaba en su fase fría.
Durante esta fase, que en contraposición se bautizó La Niña, las aguas del Pacífico ecuatorial son noticeably más frías de lo normal, lo que influye en los patrones climáticas de todo el mundo.

La Niña trae su propio clima extremo a partes del planeta. Lo sabe bien el cono sur y nuestro país en particular, en dónde la continuidad de three años que lleva La Niña ha impactedo con una sequía histórica con gravosas consecuencias para la población en general y para los producteurs agrículos en particular.

Pero debe apuntarse un dato muy significado, especially en tiempos de calentamiento global. La Niña also helps control global temperatures. O sea, las recientes olas de calor en el hemisferio norte, los incendios forestales y las sequías de los ultimos three años, en realidad fueron menos extremas de lo que pudieron ser.

La ocurrencia de
The occurrence of “El Niño” corresponds to increases in global temperatures. Graphic: NOAA National Environmental Information Center

Y los troupantes es que los meteorólogos anuncia ahora que La Niña terminaría entre marzo y mayo. En septiembre, llegando la primavera austral, eventually se convertirá en El Niño, con las aguas del Pacífico equatorial volviendo mucho más cíladas.

Andrew Kruczkiewicz, principal investigator of the International Institute of Climate and Society Research at Columbia University informed The Washington Post que el instituto pronosticó un 66 por ciento de possibilities de conditions de El Niño para fines de nuestro invierno o principios de la primavera.

Según explican los meteorólogos, El Niño no ocurrirá de ningún modo si previdente no ocurre una transition neutral, que tiene una probabilidad alta de ocurrir. Researchers at the Center for Climate Prediction of the United States National Oceanic and Atmospheric Administration (NOOA) announce an 82 percent chance that neutral conditions will develop in a few moments between March and May of this year. Es decir, las probabilitas nos mostreun un Niño muy posible.

What is El Niño?

Como se dijo, el phenomeno El Niño se characterização por aguas del Océano Pacífico más cálidas de lo normal y se traduce de un modo muy variable en diferentes parts del mundo.

Por ejemplo, junto con el ya showna aumento de la average temperature global, provoca sequías en el north de Australia, Indonesia y el south de África, precipitaciones superiores al average en el south de los Estados Unidos.

Los efectos de El Niño manifests in almost all of the planet, in summer or in winter.  Map: NOAA
Los efectos de El Niño manifests in almost all of the planet, in summer or in winter. Map: NOAA

The map is eloquent and shows us an effect that Argentine farmers know: the impact on the Pampa region is a significant increase in precipitation in spring and summer, just at the time of summer crops (soybean, corn, sunflower). necessinat abundant humedad.

Y aunque la falta de infrastructure en el sector agrícola deje camionetas y equipos empantanados en el barro, al final del ciclo, los Niños they correspond with record harvests in Argentina.

Lo que puede pasar

Algunos científicos estiman que si se se reinstala El Niño, el clima extremo que ha arrasado nuestro planeta en 2021 y 2022 se volverá insignificante. For example, Bill McGuire, professor emeritus of geofísicos y climáticos dangers at University College London, wrote in Wired: “2023 tiene una muy buena probabilidad, sin la influencia refrescoante de La Niña, de ser el año más cururoso registrado”.

A lo que aggregateba: “Inevitably, las temperatures más altas significarán que la sequía severa seguirá estando a la orden del día, reducíendo drásticamente el rendido de los cultivos en muchas partes del mundo. En 2022, el clima extremo provocó una reducción de las harvestas en China, India, América del South y Europe, lo que aumentó la inseguridad alimentaria. Es probable que las existencias sean más de lo normal en 2023, por lo que que otra ronda de malas cosechas podría ser devastavana”.

Paradojas del cambio climática: lo que puede ser muy malo para el mundo en general puede ser ansiosamente esperado en algunos lugares. Lo cierto es que la bonanza de un par de años de buenas lluvias y cosechas no debiere cegarnos respecto al curso general de los sucesos, con o sin Niños y Niñas.

.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *